EDIFICACIÓN ESPIRITUAL CRISTIANA EN GRACIA Y VERDAD

"CONVERTIDO" Y "SALVO" (J. A. Trench)

INICIO / AUTORES y SECCIONES
J. G. BELLETT
J. N. DARBY
EDWARD DENNETT
W. W. FEREDAY
F. W. GRANT
L. M. GRANT
F. B. HOLE
WILLIAM KELLY
C. H. MACKINTOSH
F. G. PATTERSON
G. V. WIGRAM
W. T. P. WOLSTON
Escritos de otros Autores: A.E.BOUTER, E.N.CROSS, A.C. GAEBELEIN, F.WALLACE, N. NOEL...
ENLACES/LINKS

MOBI

EPUB

 

'CONVERTIDO' y 'SALVO'

 

 

Todas las citas bíblicas se encierran entre comillas dobles ("") y  han sido tomadas de la Versión Reina-Valera Revisada en 1960 (RVR60) excepto en los lugares en que, además de las comillas dobles (""), se indican otras versiones, tales como:

 

BTX = Biblia Textual, © 1999 por Sociedad Bíblica Iberoamericana, Inc.

 

 

Artículo 53 de 55 de la publicación "Truth for Believers" (Verdad para Creyentes) Volumen 2           

 

 

Hechos 2: 37-41.

 

 

No sería Escritural decir que aquellos cuyos corazones fueron compungidos y dijeron a los Apóstoles, "¿qué haremos?" ya eran salvos, ya que esto sería desechar lo que la Escritura quiere dar a entender por ser "salvo" en el sentido pleno de la palabra. Esta palabra se usa a menudo como si fuera el equivalente a ser convertido o a haber regresado a Dios. Pero el caso de Cornelio (Hechos 10) y la narración de Pedro en Hechos 11 muestran la fuerza de ella. Nadie puede dudar que el devoto centurión hubiera nacido de nuevo, ya que manifestaba el fruto de esta obra de gracia en sus oraciones y limosnas, las cuales, de lo contrario, no habrían sido aceptables a Dios. Pero según la instrucción del ángel, él había enviado a buscar a Pedro para que le hablase palabras por las cuales él y su casa fuesen salvos. Nos volvemos, entonces, al mensaje de Pedro para hallar cuales fueron esas palabras. Apenas había comenzado a hablar, él nos dice que, habiendo expuesto el testimonio que todos los profetas dieron de Cristo, de "que todos los que en él creyeren, recibirán perdón de pecados por su nombre", el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían.

 

Ser salvo es, entonces, ser llevado conscientemente en la fe del alma a estar sobre el terreno de la redención cumplida mediante creer las buenas nuevas de la remisión de los pecados. Y esto es acompañado por el Espíritu Santo ocupando Su morada en la persona perdonada.

 

En el tipo (Éxodo 12), los hijos de Israel fueron suficientemente salvos del juicio de Dios dentro de los dinteles ensangrentados de sus casas en Egipto. Pero fue en vista de la liberación de todo el poder del enemigo a través del Mar Rojo – una figura de la muerte y resurrección de Cristo por nosotros – que la palabra "Estad firmes y ved la salvación de YHVH" fue presentada. (Éxodo 14:13 – BTX). Había existido seguridad para las ovejas en el redil Judío en el que el Señor entró (Juan 10) a llamar a las Suyas. Pero fue por Cristo como la Puerta que las que habían oído Su voz entraron en la primera característica de la nueva bendición: "el que por mí entrare, será salvo", aunque mucho más hubiese más allá.

 

Tampoco fue de otro modo en Hechos 2, cuando los Judíos fueron llevados a una profunda preocupación de corazón por el testimonio que Pedro rindió a Aquel que habían crucificado y que había resucitado, y a Quien Dios le había hecho Señor y Cristo. La pregunta fue, "¿Qué haremos?" Vino la respuesta, "Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados; y recibiréis el don del Espíritu Santo." Así se salvarían de la culpa de esa perversa generación. Tres mil de ellos recibieron el testimonio del Apóstol, y fueron bautizados, formándolos el Señor en la Asamblea como el remanente salvo de Su pueblo antiguo.

El carcelero de Filipos fue un caso similar de convicción de conciencia esencial a alguna obra verdadera de Dios en el alma. El caso de los discípulos en Éfeso (Hechos 19) con relación a lo que Dios recuerda en Efesios 1:13, confirma que lo que hemos visto es la fuerza de la salvación. Ellos habían sido verdaderamente convertidos a través del testimonio rendido por Juan el Bautista a un Cristo que había de venir después de él. Pablo les trajo las nuevas de que Él había venido, y de Su obra terminada, "la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él, fuisteis sellados con el Espíritu Santo de la promesa."

 

J. A. Trench

 

Traducido del Inglés por: B.R.C.O. – Junio 2012.-

Título original en inglés:
"CONVERTED" AND "SAVED", by J. A. Trench 
Traducido con permiso
Publicado por:
www.STEMPublishing.com
Les@STEMPublishing.com

Versión Inglesa
Versión Inglesa